Repuestos y Accesorios de Motocicletas

Comparativos
Fuentes
  • Diminuta Pequeña Mediana Grande Gigante
  • Por defecto Helvetica Segoe Georgia Times

Las nuevas Husky 401 son el regreso de la marca sueca a las motos de calle 

Husqvarna fundada en 1689, por orden del rey Carlos XI de Suecia, es uno de los fabricantes de motocicletas más antiguos del mundo, la marca presentó su primera motocicleta en 1903, con motor monocilíndrico instalado en el chasis reforzado de una bicicleta, entregando una potencia de 1,5 caballos para alcanzar una velocidad máxima de 50 km/hora, algo sorprendente para esa fecha. A través de su extensa historia Husqvarna ha fabricado scooters, motos de guerra y tomó mucha fuerza con su modelo Silverpilen de 175cc en la década de los años 50.

Las nuevas Husky 401 son el regreso de la marca sueca a las motos de calle, toda vez que desde la Nuda 900 (en la época que perteneció al grupo BMW) no presentaba una motocicleta para el asfalto, salvo las supermoto. Las Husqvarna se ha hecho una gran reputación en el off-road, donde han logrado capitalizar más de 16 títulos mundiales de motocross y 24 más en Enduro.

También te puede interesar:

Prueba de Husqvarna - vitpilen

Test Drive con la Husqvarna 701 Supermoto, una máquina genial para la ciudad y carretera

HONDA AFRICA TWIN ADVENTURE SPORTS

¿CÓMO CALENTAR EL MOTOR DE LA MOTO?

Las nuevas Husqvarna Vitpilen y Svartpilen 401 (flecha blanca y flecha negra), son máquinas que comparten ciertas cualidades con la KTM 390 Duke, el lienzo desde donde partieron los diseñadores, además de la fabricación en la planta de Bajaj en Chakan. Sin embargo, son motocicletas con una apariencia y personalidad diferenciadora; por un lado, la Duke se presenta como una street fighter, mientras las Huskys llegan con una apariencia neo-retro, buscando llegar a un segmento particular de aficionados.

Dos propuestas diferentes y arriesgadas sobre la misma parte ciclo y motorización.

Ya habíamos realizado la prueba de la Husqvarna Vitpilen 401, en la edición 175 de la revista Publimotos puede leer el artículo completo; sin embargo, queríamos percibir y contrastar las sensaciones que aportan las diferencias en ambos modelos. Fue así como recogimos las 401 en concesionario Husqvarna en la calle 127 #7C-27 en la ciudad de Bogotá. Nuestra primera impresión es lo pequeñas y minimalistas que son, parecen los juguetes de un niño grande, pero la altura del sillín con 835 mm y la altura libre al suelo demuestran todo lo contrario.

Encendimos motores y salimos a carretera por nuestra vía de costumbre, creo que ya nos van a escriturar uno de los carriles. Salimos de Bogotá por la autopista sur, cruzando el caótico y desordenado tráfico de Soacha para empezar a descender hacia Silvania y llegar hasta Girardot y Flandes, donde los motores de combustión se comportan mucho mejor.

VS HUSQVARNA

Ambas motocicletas comparten la parte ciclo y el propulsor de 373 cc, capaz de entregar 41.6 Hp y 37 Nm, de respuesta contundente y explosiva al llamado del acelerador, nos recuerdan las motos preparadas para competencia. Son refrigeradas por líquido (aunque el radiador se encuentra algo expuesto y podría sufrir algún daño en caso de una caída o un golpe), alimentadas con gasolina extra por medio de un sistema de inyección electrónica de combustible, toda vez que tienen una relación de compresión de 12.6:1. El propulsor se encuentra engranado a una caja de 6 velocidades. Estas motocicletas fueron dotadas con un equipamiento premiun como todo lo de Husqvarna: suspensiones WP, frenos Bybre, sistema ABS de Bosch de última generación, acabados de primera clase, lo cual se aprecia en el calibre de los plásticos y el ajuste perfecto de todo el conjunto, así como un diseño que no pasa desapercibido, con las líneas de Kiska Design, la misma compañía de Stefan Pierer, el CEO de KTM y dueño de WP Suspension; eso sí además del ABS no cuentan con ninguna ayuda electrónica, todo está en la dosificación que el piloto haga del acelerador. Se identifican solamente en algunos detalles estéticos que son los que verdaderamente hacen la diferencia: manilar, sillín, parrilla en el depósito, protector de cárter y las gomas, además del color único para cada una (la Vitpilen en blanco, la Svartpilen en negro) y por supuesto, el comportamiento derivado de la posición de conducción y las gomas.

La Vitpilen tiene una apariencia más deportiva, tipo café-racer, aunque la recámara no le va muy bien con esa estética, podría ser más esbelta; por su parte la Svartpilen presenta un estilo más agresivo e irreverente, tipo scrambler. Son motos muy livianas (155 kg para Vitpilen y 157 kg en la Svartpilen) fueron construidas sobre un chasis multitubular expuesto que emplea el propulsor como elemento autoportante, muy al estilo europeo, y un basculante en fundición de aluminio; esto permite mantener un peso contenido. Su forma futurista hace pensar que fueran unos prototipos o una moto personalizada, pero son el resultado de un equipo de ingenieros y diseñadores quienes se arriesgaron a presentar una propuesta agresiva y diferenciadora, desmarcándose de las tendencias de la competencia.

Alegres y contundentes en la respuesta del propulsor de 373 cc.

Destacamos el diseño de la parte posterior recortada de manera radical, haciendo ver la rueda descubierta y el basculante como si este fuera más largo; en contraposición al estilo, en días lluviosos deja pasar el agua y el lodo del camino, que termina en el sillín posterior y la chaqueta del piloto o el acompañante según sea el caso. Ambas carecen de asas o manijas para la sujeción de un acompañante o de equipaje, salvo la parrilla de la Svartpilen sobre el depósito de combustible, lista para la instalación de un tank bag. Solamente la Svartpilen presenta un protector de cárter en material plástico de alta resistencia, el mismo empleado en su parrilla del depósito de su combustible. Ninguna de las dos motocicletas fue llevada con acompañante por carretera, por lo tanto, no podemos expresar apreciaciones al respecto, sin embargo, con anterioridad habíamos llevado en la Vitpilen un acompañante por un trayecto corto y la suspensión trasera se comprimió bastante.

La Svartpilen es un poco más alta (1.098 mm vs los 1.028 mm de la Vitpilen) lo cual es el resultado del manillar tipo enduro que nos permite ir más erguidos, brindando así comodidad para viajes largos, a diferencia de la Vitpilen con su bajo manillar Clip-On, al mejor estilo deportivo, que genera que el piloto deba ir más inclinado sobre el depósito de combustible, una postura más exigente y desgastante en largos trayectos, pero ideal para quienes gustan de las sensaciones más deportivas. Los posapies de ambas están en la misma posición semi deportiva, algo atrasados y elevados. Los mandos retro iluminados la dan un toque de distinción y mejoran la visibilidad en la noche, ya los habíamos visto en las KTM y unos modelos de Bajaj, son de fácil manipulación. Los retrovisores redondos, pueden ser de estilo muy clásico, pero no resultan nada prácticos para la visibilidad, nosotros aconsejamos cambiarlos.

Husqvarna Vitpilen vs svartpilen

Por su temperamento y respuesta están listas para las pistas de carreras, es cuestión de piloto y una puesta a punto para el circuito, fueron creadas por verdaderos amantes del motociclismo puro, para ser disfrutadas a cada golpe de gas, en cada recta y en cada paso por curva.

Otro de los apartados diferenciadores son las gomas que calza cada una. La Vitpilen 401 emplea Metzeler Sportec que ofrecen un desempeño y grip adecuado para el asfalto, los rines color gris aluminio con radios negros le aportan a su personalidad, mientras las Svartpilen 401 calza unas gomas de tacos Pirelli Scorpion Rally STRs, las cuales le permiten un desempeño polivalente en la ruta y fuera de ella y los rines vienen en un tono cobrizo, al igual que la parte baja del propulsor, para un estilo más agresivo. (Aclaración: En la página 15 de la edición 175 erróneamente le asignamos a la Vitpilen las gomas Pirelli, cuando en realidad calza Metzeler).

El sonido del motor y la recámara ligeramente ovalada y pequeña nos recuerdan a esas motos modificadas para competencia (en cada uno de los modelos está pintada acorde al color de la motocicleta), invitándolos a abril el acelerador para buscar adrenalina. La respuesta del motor es explosiva, como si fuera una moto de dos tiempos, es lo que más satisfacción nos generó, se encuentra engranado a una caja de relaciones cortas, precisa y suave; la primera se agota muy rápido, debemos ascender de marchas en la medida que las revoluciones sigue acercándose a la parte alta. Sus caballos y torque las hacen llegar rápidamente a los 100 y 140 km/hora, para alcanzar una velocidad tope de 167 km/hora, si nos acostamos sobre el pequeño depósito de combustible (2.5 galones), es posible superar los 170 km/hora, dependiendo del peso del piloto; estas pruebas se realizaron en cercanías del municipio de Girardot, en Cundinamarca, a una altitud de 285 m.s.n.m. El Consumo de combustible fue de 95,55 Kms /galón para la Vitpilen y 95,29 Kms / galón para la Svartpilen. Debido a la configuración del freno motor que no es tan contundente, nos permite devolver marchas como si la moto tuviera un embregue antirrebote y seguir acelerando.

El tablero de instrumentos es una pantalla TFT monocromática redonda, que ofrece una completa información al piloto, además de los datos habituales de velocidad, revoluciones y testigos de luces incluye una medición predictiva del consumo de combustible. Presenta una visibilidad moderada ya que hay algunos caracteres muy pequeños, algo más crítico para quienes debemos usar lentes. Durante nuestro recorrido nos tocó un tramo de varias horas bajo una lluvia intensa y percibimos filtraciones de humedad bajo el cover.

El conjunto óptico en las dos Huskys 401 es de aspecto redondo y clásico, con tecnología Led, incluyendo luz DRL, la intensidad y cobertura es buena en medias y en altas sin ser mala podría de mejor. La luz trasera es está casi debajo del sillín y la vemos integrada a la minimalista carrocería, y el porta-placa se encuentra en la parte baja de la rueda trasera, al igual que las luces direccionales, una solución de diseño que ya habíamos visto en una gran marca italiana y en algunas motos de Bajaj.

Las suspensiones WP son muy buenas, de comportamiento deportivo, su configuración permite absorber las irregularidades de la vía manteniendo la moto firme, al tiempo que conserva la comodidad. El monoamortiguador posterior solamente permite ajustar la compresión del resorte, la horquilla invertida con barras de 43mm hace un trabajo adecuado a la hora de mantener la rueda sobre el piso, el conjunto nos generó mucha confianza y estabilidad a altas velocidades, así como seguridad en el paso por curva.

Los frenos firmados por ByBre, y con ABS Bosch, presentan en la rueda delantera un gran disco de 320 mm, con pinza de cuatro pistones de anclaje radial, atrás uno de 230 mm, con mangueras blindadas, los cuales obedecen a la menor presión sobre las levas, responden acorde a las necesidades y exigencias que uno haga del frenado. Como el día que salimos a carretera nos tocó un clima pesado con un aguacero intenso, tuvimos la oportunidad de sentir la eficacia del sistema bajo estas condiciones y podemos decir que la respuesta fue la esperada dejando actuar los cáliper hasta el límite antes de entrar a operar el ABS.

También te puede interesar:

Prueba Husqvarna 701 Supermoto

IMBRA Los especialistas en herramientas para motocicletas

BMW R 1250 GS - R 1250 GS ADVENTURE

La Svartpilen fue la moto que nos gustó más a los tres pilotos de esta editorial y se dejó llevar mejor en el paso por curva, es nuestra apreciación personal, muy posiblemente debido a una posición de conducción más relajada nos integrarnos mejor con la máquina. Pero con seguridad los fanáticos de las motos deportivas se sentirán más a gusto estando tendidos sobre el depósito de la Vitpilen.

En conclusión, Husqvarna presenta dos motocicletas llenas de argumentos técnicos y de diseño con las cuales hacerse a un espacio en el creciente segmento intermedio, las sensaciones son positivas y satisfactorias a nivel general, siempre nos bajamos de las motos con una sonrisa en esbozada en nuestros rostros, podemos estar casi seguros de verlas pronto en las pistas. Además, su figura no pasa desapercibida y son como un fuerte imán que cautiva tanto las miradas de fanáticos, como de los simples curiosos, y fueron muchos los elogios de quienes las vieron pasar, incluso más de una persona nos preguntó: ¿es la misma marca de las guadañadoras?

 

SATISFACTORIO +

  • Entrega de poder explosiva y contundente.
  • Frenos eficientes, aún en condiciones de lluvia.
  • Suspensiones deportivas WP.
  • Diseño futurista que se desmarca de lo habitual.

POR MEJORAR -

  • Se dispara muy rápido el ventilador.
  • Entró humedad en el tablero de instrumentos.
  • Faltan luces estacionarias.

 

PRECIOS:

Svartpilen 401 $23.990.000

Vitpilen 401 $26.990.000

EQUIPAMIENTO VITPILEN:

Casco Scorpion.

Chaqueta ADT Motowear.

Pantalón Jaque Mate Tayrona.

Botas Alpinestars.

 

EQUIPAMIENTO SVARTPILEN:

Casco Kali.

Chaqueta ADT Motowear.

Pantalón Jaque Mate Tayrona.

Botas Alpinestars.

 

Pilotos: Alejandro Rubio Sabogal, Juan Carlos Londoño Restrepo, Leonardo Hernández Garzón.

Texto: Juan Carlos Londoño Restrepo.

Fotografía: Cristian Angarita Lizarazo, Leonardo Hernández Garzón.

 

Escribir un comentario

Ingresa los datos en el formulario para comentar como invitado o registrate e inicia sesion para comentar :)


Código de seguridad Refescar

BMW Motorrad 750
Anuario del motociclista
pantalon-para-motociclistas-jaque-mate-publimotos
BMW Motorrad 750