Bielas TKRJ Japón - Jotapartes

Media cilindrada
Fuentes
  • Diminuta Pequeña Mediana Grande Gigante
  • Por defecto Helvetica Segoe Georgia Times

 

 

Uno de los segmentos más apetecidos y aspiraciones en nuestro país son las motos de cilindrada media, entre 600 y 700cc, máquinas  versátiles, funcionales y de buena factura; donde justamente recordamos la ER-6n 650, uno de los modelos más representativos en Kawasaki, que a gusto propio hacia parte de las más lindas del segmento. Después de 11 años de vigencia y varias actualizaciones deja su estandarte para darle paso a la Z650, una evolución que va más allá del nombre, manteniendo la configuración mecánica de su antecesora, aunque más refinada, reducida en peso, compacta en dimensiones y estéticamente más deportiva.

Estética

Las expectativas han aumentado en este modelo, donde claramente la estética trata de dar otra connotación. Sigue siendo fiel a diseño Sugomi, dotada de líneas agresivas e imponentes. La idea era transmitir energía de grandeza, y creemos que así lo hace, aunque sin ser tan radical como la Z1000, conservando algunos rasgos de la ER-6n.

La mezcla de los elementos dio como resultado una naked muy compacta, logrado en parte por el trabajo en el chasis, donde se reemplazó la estructura perimetral por un entramado tubular que se expone fuera de los carenajes para autoportar el motor y desprenderse así hacia el subchasis, fabricado en acero de alta tensión y que pesa tan sólo 15 kg, 10 menos que su predecesora. El peso total del conjunto pasó de 206 kg a solo 187 kg.

El amortiguador trasero que era expuesto y que tanto gustaba, ahora está centrado y con sistema de bieletas, anclado aun nuevo basculante en acero prensado y formas asimétricas, siendo 2,7 kg más liviano con relación a la ER-6n.

Todo el peso visual se encuentra adelante, la farola está perfectamente integrada en el frontal, esta le resta ese toque ‘Z’ característico y agresivo que vemos en otros modelos de la familia, es muy tradicional y poco llamativa. La interfaz digital parece vistosa, con una luz tenue azul que al contar con sol a cuestas se pierde un poco, pero el contraste monocromático es general es bueno. Cuenta con un compacto cuadro de información con un tacómetro muy marcado por líneas y puntos, una completa instrumentación digital multi-información (incluye marcha engranada, trips, rango de autonomía, consumo promedio por litro y conducción ECO), con un cuentarrevoluciones que aparentemente es análogo pero al aproximarse al régimen máximo, empieza a parpadear digitalmente. Terminando con una figura esbelta y reducida atrás, con stop LED en forma de ‘Z’.

Evolución y prestaciones

En total fueron necesarios 23 meses para desarrollarla nueva Kawasaki Z650 desde que empezaron los primeros trazos. Todo en ella es nuevo, apostándole al mismo propulsor de la ER-6n, pero con varias revisiones como es el caso del motor; conductos de admisión, válvulas, cuerpos de inyección, caja de filtro y el diseño del nuevo escape  para superar la exigente normatividad Euro 4.

De este modo el fabricante sigue apostando por una configuración bicilíndrica en paralelo DOHC de 649cc, 8 válvulas. Entregando una potencia de 68Hp @ 8.000 rpm y 65,7Nm @ 6.500 rpm de torque. Optimizado para mantener casi la misma potencia (4Hp menos que la ER-6n), además de una mejora del rendimiento general para maximizar el par motor en la zona media y baja del cuentarrevoluciones entre 3.000 y 6.000 rpm.

El embrague antirrebote (evita bloqueos en la rueda trasera al bajar marcha) y asistido (para facilitar el accionamiento en la leva), la pone a la vanguardia del mercado. Cabe destacar que no se han adoptado sistemas electrónicos en la tracción o modos de manejo, básicamente por la categoría y precio en que se desenvuelve, tan sólo encontraremos el ABS como elemento de seguridad obligatorio en la normativa Euro 4.

Las suspensiones no se dotaron de regulación avanzada, ya que se consideró que para este tipo de modelo es suficiente tener la configuración estándar que aplica para varios usos no extremos. En definitiva, las diferencias entre la ER-6n y esta nueva Z650 son notables. Primero por la estética evolucionada y segundo por la reducción de peso que mejora la relación versus potencia. Poniendo sobre las tablas un equipamiento acorde a la gama en que se mueve y un producto a la par de su rival más directa, la Yamaha MT-07.

Comportamiento divertido

Una vez situados al frente de ella, un conjunto de sensaciones de su apariencia nos invade. Tiene ángulos que la hacen ver grande pero no lo suficiente para aquellos que buscan que las dimensiones sean acordes a lo que se espera en una moto de 650cc, que en nuestro país es considerada para muchos como alto cilindraje.

Encontramos una moto que al estar sobre ella, la ligereza del conjunto y los 187 kg de peso, se manipulan con soltura. Se siente pequeña y aquí entran en debate los gustos, puesto que se hace más maniobrable y el asiento está a 80,5 cm del suelo (1,5 cm menos que en la ER-6n, brindando más accesibilidad a los usuarios de baja estatura), el tanque es más estrecho, con tan solo un litro menos de capacidad, que permite abrazarnos a él de manera fácil, podría aventurarme a decir que pasa por una Z250 en cuanto a tamaño se refiere, si se mira desapercibidamente.

La ergonomía está muy bien conseguida, relajada y deportiva a la vez, con un manillar algo inclinado hacia atrás y unos reposapiés atrasados, que para algunos terminará fatigando en largos recorridos, según su longitud de las extremidades.

Al encender el motor un sonido atemperado y ronco nos saluda, las vibraciones son casi inexistentes en ralentí. Aún sin moverla notamos las suspensiones muy blandas y sin ajustes de regulación en la horquilla adelante, nos hace intuir del comportamiento al manejarla de modo exigente. Engranada la primera marcha iniciamos el recorrido, el propulsor bi-cilíndrico se siente muy enérgico y lleno de viveza en las primeras aceleradas, notando ganancia en términos de agilidad de la Z650 respecto a su predecesora. Argumentos que se potencializan en los cambios de dirección instantáneos bajo nuestras órdenes.

Asimismo posee con el suficiente tacto para salir vigoroso y casi de inmediato desde las 2.500 rpm, como dócil una vez te familiarizas con el acelerador en los primeros metros hasta llegar el corte de encendido. Se nota la ganancia en términos de agilidad de la Z650 respecto a su predecesora, realmente sorprendente.

Las reducciones bruscas al bajar de velocidad con su caja de 6 cambios mejoran al contar con un mejor tacto al introducir el embrague asistido y anti rebote, es suave y la manigueta regulable ayuda a encontrar la media perfecta. En cuanto a la caja de marchas, funciona de manera más suave, totalmente válida para el uso diario, facilitando la circulación entre el tráfico de la ciudad y aún más cuando se suben marchas; es precisa, pero se aprecia menos ágil al conducir deportivamente.

Esperar el fin de semana para exprimir sus prestaciones y gozar de la ruta es lo que buscan comúnmente los usuarios de esta cilindrada, aquí muestra rápidamente mayor fuerza y carácter del motor entre las 5.000 y 9.000 rpm. Una zona medía que empuja con alientos y se recupera supremamente bien en los asensos, sin necesidad de estar bajando marchas. Sin embargo, arriba en la parte alta de las revoluciones sacrifica entusiasmo y también se hacen presentes unas vibraciones mínimas.

La respuesta es tan lineal y progresiva que no se extrañan modos de conducción, o control de tracción. No obstante, a pesar de refinar la entrega al abrir o cerrar la aceleración, podría depurarse un poco más. Aunque vale la pena tener en cuenta que en terrenos de poco agarre, si aceleramos duro derrapa con facilidad.

BK1P1567a

Los frenos son sencillamente estupendos, adelante dos discos lobulados semiflotantes de 300mm y pinzas de anclaje axial de doble pistón que muerden supremamente bien, junto a un disco trasero de 220mm, equipo firmado por Nissin, ofrece el suficiente tacto para para aplicar mayor o menor potencia. También recibe la colaboración por parte de la retención del motor al desacelerar.

Las suspensiones están más dadas para transferir confort que deportividad, con el reglaje estándar con el que vienen, restándole emoción en momentos de conducción exigente. El tren delantero con telescópicos convencionales tienden a hundirse en mayor medida en las frenadas fuertes y oscila algo más de lo que nos gustaría sobre las irregularidades del asfalto y en un manejo deportivo, atrás también se mostró blando, aunque en nuestro caso, de acuerdo al peso de los pilotos que la probamos, se puede ajustar en precarga, puesto que con la configuración estándar para pilotos livianos hasta los 75 kg se muestra menos firme, aunque en curvas enlazadas de buen asfalto mostró un rebote rápido, sólido y que no hace gala de carencias importantes en cuanto a estabilidad.

El ABS del tren delantero es intrusivo, se mostró algo extraño al ir a altas velocidades, puesto que curiosamente tiende a abrir las mordazas, sobre todo si casualmente tenemos el acelerador abierto, lo mejor fue (como es correcto) soltar el acelerador y concentrarnos en la frenada. .

En el serpenteo de las montañas es una moto muy divertida, gracias en parte a un buen manejo de masas, con un sonido cautivador de parte del escape ubicado bajo el motor, que difícilmente nos permite dejar de acelerar. También la agilidad, seguridad y sensaciones positivas fueron incrementadas debido a los neumáticos Dunlop Sportmax 204, de buen comportamiento durante la prueba.

En términos de aerodinámica expone el cuerpo del piloto al viento, generando agotamiento como es normal en el estilo naked, pero mejorable con una cúpula que corte el viento. Pero aun así, avanza contundentemente circulando a una velocidad crucero entre 140 y 160 fácilmente, como máximo llegamos cerca de los 190Km/h.

En cuanto a consumo nos permitió recorrer 78Km/galón, en carretera. Cerca de 310Km de autonomía manejando de manera exigente, mientras que en ciudad y con las contantes detenciones un galón nos dejó avanzar 68Kms.

Un conjunto mecánico y ciclo que podríamos denominar ‘para todo’. Una moto con potencia suficiente para el día a día, además de una sencillez de manejo, ahora mayor incluso. Que dibuja una sonrisa al bajarnos.

Conclusión

La Kawasaki Z650, es sencillamente amena para los más novatos como eficaz para los experimentados; ciudad, carretera, hombres y mujeres pueden encontrar en ella una moto apta para todas las estaturas. La posición de conducción y el alto grado de confort por encima de lo deportivo, le brindan un alto estatus de polivalencia, aunque sacrificando espacio para el acompañante. La calidad de los detalles y su apariencia imponente, aunque compacta en dimensiones, la acercan más a una moto ágil, rápida y fluida para cualquier uso. En ese sentido la Z650 ha subido escalones respecto a su antecesora. Mostrando un estilo más agresivo y cautivador para usuarios que se inclinan por este concepto.

Se encuentra en dos colores negro y blanco con chasis verde, a un precio de $33.990.000. También habrá una serie de accesorios que permiten acondicionarla al estilo touring con cúpula alta, protector de radiador, maletas semirrígidas y protectores de depósito. O un paquete Sport, con tapa de asiento trasero, deflector de pantalla ahumado, salidas Akrapovic y protectores de chasis entre otros.

Satisfactorio

  • Motor actualizado con mejor respuesta en bajo y medio régimen.
  • Embrague antirrebote
  • Ergonomía y estética.
  • Efectividad en el frenado.
  • Conducción fácil.

Por mejorar

  • Suspensión en momentos de exigencia.
  • ABS Intrusivo
  • Precio con relación a la competencia.

Ficha técnica

Motor:  4 tiempos, 2 cilindros, árbol de levas doble en cabeza (DOHC), refrigerado con líquido
Cilindrada:  649 cc.
Transmisión:  6 velocidades, cambio de retorno
Potencia:  68 Hp @ 8.000 rpm
Torque:  65,7 Nm @ 6.500 rpm
Peso en orden de marcha:  186 Kg
Altura asiento:  78,5 cm
Freno delantero:  Rotores lobulados dobles de 300 mm con mordazas de 2-pistones y ABS
Freno trasero:  Disco lobulado individual de 220 mm con ABS
Suspensión delantera:  Horquilla telescópica
Suspensión trasera:  Back-link horizontal con precarga ajustable, brazo oscilante
Tamaño llantas:  120/70 delantera y 160/60 trasera
Capacidad tanque:  3,96 Galones (15 Litros)

 

Créditos:

Pilotos: Alejandro Rubio, Leonardo Hernández.

Textos y fotografías: Leonardo Hernández

Escribir un comentario

Ingresa los datos en el formulario para comentar como invitado o registrate e inicia sesion para comentar :)


Código de seguridad Refescar

Anuario del motociclista
pantalon-para-motociclistas-jaque-mate-publimotos
BMW Motorrad 750