El modelo enfocado al mercado Norteamericano nació con la VN700, con el motor limitado a 699cc, como respuesta de la casa japonesa a los altos costos de importación de motos de más de 700cc; luego fue seguida por las diferentes versiones y se mantuvo en producción hasta el año 2006. En nuestro país no muchos moteros tuvieron buenas experiencias con ellas por el tema de repuestos y por el diseño que no a todos gustó en su momento; sin embargo, hay propietarios que las aman con todo su corazón y están muy satisfechos con ellas por sus prestaciones.

Prueba Kawasaki Vulcan S 650cc con ABS